El Catllar, 1878,1879 i 1880

El 1878 també van preveure’s castells a la festa major d’estiu del Catllar. Aquests, és clar, a cura de la Colla Nova dels Xiquets de Valls. Qui hi sumava més complicitats aquell temps. La premsa va avisar-ne: “En la fiesta mayor de Catllar, cuyo programa dimos á conocer á nuestros lectores, nos olvidamos consignar que está contratada para dichas fiestas la Colla Nova dels xiquets de Valls” (La Opinión: 1878. BHMT).

Sí, és veritat, dies abans ja va comentar-se la programació de la festa a la premsa i, aleshores, el gasetiller va oblidar-se dels castells, un dels plats forts. No va descuidar-se de mencionar d’altres manifestacions festives de seguicis habituals. Colles de gralles i balls. La informació, presumiblement, tramesa pel cronista Ramon Roca Vilà: “El pueblo de Catllar celebra su fiesta mayor los dias 29, 30 y 31 del presente mes [agost]. Según nos escribe uno de nuestros amigos de aquella localidad, se están haciendo ya muchos preparativos para que sean tan brillantes como lo fueron en años anteriores. Al efecto, tienen contratado el magnífico entoldado del señor Juliachs del Vendrell, así como la orquesta que dirige dichos señor, algunas parejas de dulzainas para el baile público de la plaza y algunas danzas populares. Las funciones religiosas se celebrarán con igual pompa que los demás años, ignorándose quien será el orador sagrado que se encargará del panegírico del patrón titular del pueblos” (La Opinión: 1878. BHMT).

Ramon Roca Vilà va encarregar-se més endavant de ressenyar, a parer seu, el més rellevant de la celebració. Un cop d’ull als castells no va faltar. L’afirmació de la seva estima per la Colla Nova tampoc. La seva crònica és extensa i relata la participació d’aquests a diversos instants. A l’anada a Completes el vespre del 28 d’agost, vigília de festa major. L’endemà, a la matinal, a l’exhibició del migdia davant la Casa de la Vila i a la tarda a la processó. El dia 30, se sobreentén que també va sojornar a la població. Però aquest cop sense concretar l’obra dels castellers. Se cita tan sols l’èxit en el tres de set net. Una modalitat, les construccions descarnades, que entusiasmaven a Roca. Per la seva sensació de desprotecció i, per això, major risc. Com ja va exterioritzar un any enrere en parlar d’un pilar de cinc net: “Catllar 2 setiembre de 1878 […] Muy señor mio: ha terminado ya la fiesta mayor que celebra esta poblacion en los dias 29 y 30 del mes de agosto próximo pasado, sin que el más lijero desorden haya venido á turbar la alegria y regocijo que reina en semejantes festividades. En esta se han celebrado siempre con mucha esplendidez y este año si no han superado á los anteriores, bien puede asegurarse que no han desmerecido en lo más mínimo. El programa que mandé á usted en tiempo oportuno y cuyo estracto se publicó en ese periódico, se cumplió al pié de la letra. El dia 28, vigilia de la fiesta mayor, por la tarde, después del repique general de campanas, el ayuntamiento, acompañado dels xiquets de Valls, danzas y la música de Vendrell, se trasladó á la iglesia, en donde se cantaron, por la orquesta del señor Juliachs, unas solemnes completas. El dia 29, al amanecer, recorrieron las calles de la poblacion las músicas y danzas, á las diez se trasladó el ayuntamiento, como en la vigilia al templo, en el que se cantaron, á toda orquesta, los divinos oficios, en cuya ejecución tuvo medio de lucir el señor Juliachs y demás profesores de la misma, sus conocimientos musicales. A mediodía, la colla nova dels xiquets de Valls levantó sus atrevidas y difíciles torres que nada dejaron que desear por la limpieza y agilidad con que las formaban y la seguridad y serenidad con que efectuaban el descenso. Por la tarde, tuvo lugar la procesion, que estuvo muy concurrida, asistiendo á ella los xiquets, danzas y música del señor Juliachs. Por la noche hubo baile en el elegante y grandioso entoldado del señor Juliachs, que presentaba un magnífico golpe de vista por su profusa y brillante iluminación y por el buen gusto y riqueza de su decorado. / El segundo dia tuvieron lugar los mismos festejos públicos que en el primero, á excepción del entoldado, que tuvo que deshacerse para montarlo en Torredembarra, sustituyendo el baile de salon, el que dio la juventud en la plaza al son de las antiguas y características dulzainas. / En resúmen, la fiesta mayor ha sido espléndida, reinando el órden más completo y sin que tuviese que intervenir la autoridad en ningun hecho punible, ni hubiera necesidad de la presencia de la guardia civil ni somaten armado. La concurrencia, mucha, aunque no tanta como se esperaba, á consecuencia de haberse empezado la vendimia en los pueblos comarcanos antes de lo regular. / Entre los variados y peligrosos ejercicios que ejecutó la Colla nova en esta, debemos hacer mencion de los tres pilares á siete en los que quedaron solos los de abajo, sin que nadie los sostuviera ni pudiesen apoyarse en nadie; torre de mucho mérito y que llamó la atención extraordinariamente en esta, quedando muy satisfechos de dicha Colla por la soltura y serenidad con que trabaja y desafia el peligro” (La Opinión: 1878. BHMT).

A l’edició següent, el 1879, la Colla Nova dels Xiquets de Valls va ésser cridada una vegada. Aquest cop compromesa per donar-hi la cara. A plantar “la torre de nou”. El castell de nou. El tres de nou, s’entén. L’as a la màniga més freqüent dels Xiquets de Valls aquells anys: El vecindario de Catllar está preparando varios festejos para celebrar con más aparato y pompa que los demás años su fiesta mayor en los dias 29, 30 y 31 del corriente mes. Tienen ajustada la colla nova dels xiquets de Valls para lucirse con la torre de nou. Habrá tambien una corrida en la que los vencedores ganarán cuatro premios: un carnero, dos pollos, dos conejos y tortas. La acreditada orquesta de Juliachs de Vendrell tocará en los dos bailes públicos que se darán en un grandioso y elegante entoldado, animando la fiesta por la noche conn sus fuegos de carretillas la danza dels diables. Las fiestas religiosas se celebrarán con toda solemnidad, estando el sermon á cargo del Dr. don José Antonio Gabaldá, beneficiado de esta Metropolitana” (La Opinión: 1879. BHMT).

Ramon Roca també va ressenyar-ho. En aquesta ocasió, el seu text conté un gruix significatiu de dades. No la irrellevància d’esments de la crònica d’un any enrere. Sense obviar el seu arrenglerament amb la Colla Nova. Roca va enumerar les fites a l’exhibició del migdia de festa major. Per aquest ordre. L’assalt reeixit a “la torre de á nueve” anunciada, al dos de vuit (amb l’anècdota d’alliberar l’anxaneta un  colom a l’arribar al cim), al pilar de set i al tres de vuit. A banda de diversos pilars de sis i altres construccions en altres instants de la festa. El paper vital dels afeccionats locals. Es palesa amb la participació d’un veí en el pilar de set i de tres, en el tres de vuit. El virtuosisme de la Colla Nova en els espadats i en la resta de construccions alçades: “Muy señor mio: ayer terminó la fiesta mayor de esta que se celebró con mucha tranquilidad, brillantez y regocijo. No se puede desear una fiesta mayor espléndida de la que hemos disfrutado, sientiendo no haya acudido usted ó alguno de los señores redactores como era mi deseo. Las funciones de iglesia han sido buenas, y celebradas con la solemnidad y pompa de costumbre. La orquesta del señor Juliachs se portó muy bien, habiéndose sostenido á la altura de su fama. Los xiquets de la colla nova levantaron la torre de á nueve con una seguridad, agilidad y equilibrio cual nunca haya hecho la vieja. Luego levantaron la de dos de á ocho, fuerte como una roca, arrojando el anchaneta una paloma en el acto de llegar á lo mas alto, para hacer la aleta, como vulgarmente decimos los aficionados á esta clase de ejercicios. En seguida un jóven de esta villa hizo el espadat de siete muy bien. Acto seguido tres jóvenes de Catllar, hicieron los tres de á ocho tan bien como pueden hacerlo los de la colla nova y los de la vieja, puesto que no se puede hacer mejor. Sería cuento de nunca acabar, si tuviera de citarle las torres y espadats de seis que se hicieron en los dos primeros dias, sin que cayera ni uno solo en tantas docenas que se hicieron” (La Opinión: 1879. BHMT).

D’aquest any, el 1879, també es documenta la presència castellera a la festa major petita: “Nos escriben de Catllar diciendo que anteayer [14 de desembre] se celebró una de las fiestas mayores en el indicado pueblo, teniendo lugar con este motivo las funciones religiosas de costumbre en la iglesia parroquial y varios festejos populares, entre ellos, los xiquets de Valls que levantaron algunas torres y un baile público que se dio en una sala arreglada para ello” (Diario de Tarragona: 1879. HCT).

La premsa va anunciar-ho: “La vecina é importante villa de Catllar celebrará su fiesta mayor con todo lucimiento durante los dias 29, 30 y 31 próximos [agost]. Habrá solemnes funciones de iglesia, un magnífico entoldado con la orquesta del Vendrell conocida por El Chocolate, xiquets de Valls y el celebrado baile llamado de Sebastiana del Castillo. Creemos que no faltarán forasteros como en años anteriores, particularmente de los aficionados á las torres, las que prometen ser de las más arriesgadas y difíciles. Por nuestra parte no faltaremos (La Opinión: 1880. BHMT).

Una altra nota de premsa va ampliar el concurs casteller a dues colles. Se citen “las collas”. La comparsa de teatre de carrer, no la de la Sebastiana del Castillo, sinó de Joan de Serrallonga. Sobre la biografia d’aquest personatge històric i amb una crema ingent de pólvora, com l’anterior. La confusió devia obeir al desinterès dels gasetillers: “Varias familias de esta capital piensan trasladarse el domingo próximo al pueblo de Catllar que, según anunciamos, celebra su fiesta mayor anual. Además de las funciones religiosas que tendrán lugar en la iglesia parroquial con la debida solemnidad, han organizado aquellos vecinos varios festejos populares, entre ellos, algunos bailes como el de ‘D. Juan de Serrallonga’. Tambien concurrirán las collas de ‘xiquets de Valls’ y se verificarán bailes públicos en un entoldado y en la plaza mayor” (Diario de Tarragona: 1880. BHMT).

Xavier Güell

Advertisements
Aquesta entrada s'ha publicat en Catllar i etiquetada amb , . Afegiu a les adreces d'interès l'enllaç permanent.