La Bisbal del Penedès, 1900, 1904, 1905 i 1906

El 1900 es documenta activitat castellera a la Bisbal del Penedès. L’avanç de la programació de la Festa Major, el 15 d’agost, diada a llaor de la Mare de Déu, a la premsa de Tarragona hi assenyala la plantada de “torres de los Xiquets de Valls”: “A pesar de la crisis que se atraviesa, no se omiten sacrificios de ninguna especie para dar realce á dicha fiesta, habiéndose contratado dos bandas de músicas, á cual mejor, una de ellas la renombrada «Los Noys d’Aulesa», que es la que amenizará el divino oficio para que este acto religioso tenga el relieve que le corresponde. / No faltando á la tradicional característica de este país, habrá también dos parejas de grallas, llamadas «Los Sabaté» y «Los Petits», que son de las mejores que corren por aquí; y con ellas se dará principio levantándose las atrevidas torres de los Xiquets de Valls. / Como lo principal de esta clase de fiestas se ha de conceder á la expansión de la gente joven, las dos sociedades de baile existentes en esta localidad, rivalizan como de costumbre para ver cual de las dos lucirá más y una de ellas levantará un magnífico entoldado, á fin de que se pueda gozar de las mejores comodidades en tal diversión” (La Opinión: 1900. BHMT).

Els castells no anaven a cura dels Xiquets de Valls, sinó dels mateixos veïns, com era norma a la població a l’època. Documents d’edicions posteriors, aviat es veuran, ho ratifiquen. Les construccions, a més, a remolc de dos col·lectius, com també se sap aquells anys i es veurà. La intervenció de dues colles de grallers i l’aplec dels veïns en dues societats rivals, de fet, ja ho insinuen. Les dues colles de grallers cridades, és clar, havien d’acomboiar-los. Els Sabaters i els Petits. La primera, fefaent que fos de la vila, era liderada pels germans Poch Rovira, de cal Sabater. El renom prové de l’ofici de l’avi (B. Fontanals: 1996).

A la premsa de Barcelona també va publicitar-se la festa. El paper dels números nostrats tampoc no s’obvia. Els castells, els grallers i, a més, un ball de gitanes. La colla dels Petits s’atribueix aquí a una orquestra de Sant Sadurní d’Anoia: Con grandes festejos celebrará el dia 15 esta hermosa villa su acostumbrada fiesta mayor. / Las dos sociedades hacen los posibles para contribuir á la animación; habiendo contratado las orquestas «Los Noys», de Olesa, y «Los Petits», de San Sadurní, habiéndose levantado un hermoso entoldado para los bailes y conciertos. No faltarán las grallas, Xiquets de Valls, baile de Gitanas y fuegos artificiales” (La Publicidad: 1900. AHCB).

El 1904 la presència castellera reapareix a l’hora d’anunciar-se la Festa Major: “Durante los días 15, 16 y 17 de los corrientes, celebrará esta localidad su fiesta mayor que promete resultar lucidísima. / Al efecto han sido contratadas las reputadas orquestas «Escolans» de San Sadurní de Noya y la de Valls, para amenizar los bailes públicos, que se celebrarán en lujosos entoldados. / Habrá además, solemnes fiestas religiosas, Xiquets, que levantarán arriesgadas torres, y una brillante distribución de premios á los alumnos de las escuelas públicas. / Con tal motivo reina muchísima animación entre el vecindario y pueblos comarcanos para asistir á dicha fiesta mayor” (Diario del Comercio: 1904. BHMT).

Una ressenya sobre la celebració incideix en els castells: “A las diez de la mañana [del 15 d’agost] salió de la iglesia parroquial la solemne procesión con la asistencia de un buen número de fieles, con acompañamiento de la orquesta, gaitas, el elemento joven formando dos collas de xiquets de Valls, cerrando la procesión el magnífico Ayuntamiento presidido por el alcalde. / Después de llegada la procesión á la iglesia celebráronse divinos oficios con la orquesta Los escolans de San Sadurny de Noya, encargándose el reverendo párroco regente de la iglesia de Mas de Arbonés D. José Rodrigo del panegírico de la fiesta, pronunciando un sermón que si bien fué breve, dejo satisfechos á la numerosa concurrencia que llenaba el templo Terminados los divinos oficios, fué acompañado hasta su domicilio el reverendo cura párroco D. Manuel Locada, siguiendo el Ayuntamiento hasta la casa capitular. / Transcurridos pocos momentos, todo el elemento joven de aquella población dirigiose frente á la casa rectoral, cuyo elemento joven que hasta recientemente habían formado dos bandos de continuas rivalidades, odios y rencores, con alegría infinita he de transmitir que tales odios y rencores han desaparecido, y allí pude contemplar entre aquella apiñada muchedumbre que llenaba aquella calle, como el tal elemento joven, si bien formaban dos divisiones, levantaban sus atrevidas torres al toque de sus respectivas gaitas, y al contemplar como unos al lado de otros levantaban entusiasmados los tres pilans de sis, la torre de sis y lo pilá de cinch, no pude menos de exclamar: feliz dia para Bisbal del Panadés, cuando podrán contemplarse á ese mismo elemento joven para el día de mañana, en condiciones para administrar los asuntos de la población, y en lugar de formar dos fuertes castillos, que á veces por falta de equilibrio se derrumban, se vean unidos fuertemente para levantar el castillo de paz, bienestar y prosperidad; y cuando los pueblos comarcanos contemplemos á Bisbal del Panadés, que sobre aquel caserío sobresale l’anxaneta de este unido castillo, entonces fuertemente aplaudiremos y vosotros vecinos de Bisbal del Panadés, al oir nuestros aplausos, no cabe la menor duda, os apreciareis como verdaderos hermanos” (Diario de Tarragona: 1904. BHMT).

Aquestes línies darreres aporten molta informació. Es tracta d’una de les cròniques més sucoses sobre colles d’afeccionats locals.

El text presenta la notícia de dues colles castelleres locals. Ambdues, obrant de ple durant tota la Festa Major. El seu sostre a plaça a l’exhibició del migdia, després d’Ofici, poca broma, van ser el tres de sis, la torre de sis –alerta, el cronista va recorre a la veu “torre” del territori, el mateix Penedès, per a referir-se a l’estructura del dos– i el pilar de cinc. Unes fites no a l’abast de qualsevol. Malgrat haver-hi també algunes llenyes. La crònica parla de l’ensorrament de castells “á veces por falta de equillibrio”. A més, els castellers també van complir la seva litúrgia durant la resta d’instants de la festa. Se cita també la seva concurrència als seguicis d’anada i tornada d’Ofici.

També aclareix la composició de les colles castelleres. La majoria dels seus integrants eren gent jove. No ha de sorprendre si la pràctica dels castells, pels seus components de risc, valors i sociabilitat, pot conceptuar-se de ritu de pas cap a la vida adulta.

El 1905, un any més tard, es documenta la continuïtat de l’activitat dels castellers bisbalencs. L’anunci de la programació de la Festa Major també els hi fa lloc: “Los días 14, 15, 16 y 17 del corriente celebrará esta villa su fiesta mayor bajo el siguiente programa: Día 14, gran repique de campanas, y acompañada estruendosa tronada de morteretes, por la noche, á las diez grandes castillos y torres por los aficionados bisbalenses de lo que ya han alcanzado en castillos, triunfar como los reputados Xiquets de Valls, á las once un lucido baile en la inauguración de la gran y lujosa sola del propietario nuestro querido amigo José Revira Fontanillas (6 sea de renombre en la comarca Aguiló” (La Publicidad: 1905. AHCB).

L’actuació castellera, però, no apareix la resta de dies de gresca, el 15, 16 i 17 d’agost. Sí la de quatre colles de parelles de grallers. A l’època encara era estesa la fórmula penedesenca de colles de grallers. Dos grallers per colla. Primera i segona veu. Un o dos timbalers.

L’avís de la celebració de la Festa Major l’any següent, el 1906 ja no es recorda dels castells. Sí d’altres números del país molt vinculats. Els grallers. Aquesta vegada s’esperaven tres colles. De nou els Sabaters i els Petits. A més, els Perets de Sant Vicenç de Calders. Els Petits són citats com de la Bisbal. El 1900, abans s’ha vist, ja feia el mateix. Una colla del país amb aquest renom, però, és la dels Petits Pelegrins de Bellvei del Penedès: “Los próximos días 15, 16 y 17, celebramos la anual fiesta mayor la que promete verse concurrida más que en los años anteriores, y con motivo de ellas, en la parroquial se celebrarán solemnes funciones religiosas á las que asistirá nuestro Ayuntamiento en corporación y demás autoridades, cantándose en los divinos oficios la misa del Maestro Perosi por la acreditada orquesta la antigua La Catalana de Granollers, confiándose el sermón al elocuente orador sagrado Reverendo Don Miguel Mas, presbítero de Vilafranca del Panadés. / Ademas de la citada orquesta hay también contratados la orquesta de Sabadell conocidos por Muxins y además las tres collas de grallas y por petits y sabates de esta villa y los Parets de San Vicente de Calders, los cuales ejecutarán los bailables en los diferentes locales” (La Comarca de Vendrell: 1906. BPTB).

Xavier Güell

 

 

Anuncis
Aquesta entrada s'ha publicat en Bisbal del Penedès i etiquetada amb . Afegiu a les adreces d'interès l'enllaç permanent.